Según el estudio ‘Screen Pollution’ de Multiópticas, los españoles pasamos 168 días al año en frente de una pantalla. Si a este tiempo le restamos los 121 días que pasamos durmiendo, nos quedan apenas 76 días de nuestro año que dedicamos al mundo “real” con otras actividades como trabajar, estudiar, comer, leer, dar un paseo por el campo, hacer deporte o ver a nuestros amigos.
 
¿De verdad es eso lo que queremos hacer con nuestra vida o nos gana la pereza?
 
De esta preocupación por el uso excesivo de los dispositivos electrónicos nace el minimalismo digital, una corriente que busca reducir y optimizar el tiempo y esfuerzo que dedicamos al mundo digital, para tener una relación más sana con la tecnología sin que afecte negativamente a nuestra vida.
 

¿Qué es el minimalismo digital? Significado

El minimalismo digital no busca que te vayas a vivir a una isla remota sin conexión a internet y vivas como en la prehistoria. Lo que busca el minimalismo social es que seamos conscientes del uso que hacemos de los dispositivos, para utilizarlos de manera inteligente y en nuestro beneficio.
 
Un minimalista social es consciente de lo que conlleva el mundo digital y utiliza la tecnología de forma moderada, usándola solo para su beneficio y evitando sus inconvenientes.
 

Como cualquier otra corriente del minimalismo, el minimalismo social busca eliminar lo innecesario y hacer espacio en nuestro cerebro y agenda para dedicarnos a las cosas verdaderamente importantes

 

¿Por qué el minimalismo digital es tan importante?

1. Tiempo

¿Alguna vez has pensado que no sabes dónde se va tu tiempo?
 
Mira el informe de uso de tus dispositivos y te darás cuenta que gran parte de tus días se están yendo en mirar las redes sociales, ver vídeos tontos o leer sobre temas que ni te interesan.
 
Lo cierto es que detrás de cada página web o red social hay siempre una empresa, y todas tienen el mismo objetivo: que pases cada vez más tiempo en sus plataformas para que puedan generar más ingresos (ya sea por publicidad o porque acabes comprando una suscripción o sus productos). Y lo están consiguiendo, cada vez pasamos más horas pegados a nuestros móviles.
 
Así que si quieres aprovechar mejor tu tiempo y ser más productiva, aquí tienes una solución. 
 

2. Privacidad

Otro punto importante es la privacidad. Cada vez la gente expone más aspectos de su vida, lo que nos hace vulnerables a diversos peligros. Además, una vez que subimos información o fotos nuestras a la red, perdemos el control sobre ellas.
 

3. Salud

El uso excesivo de aparatos digitales puede acarrear problemas de salud como daños en la  vista, dolores de cabeza, obesidad o dolores de espalda.
 

4. Vida social

Estamos deshumanizando nuestras relaciones sociales.
 
Sabemos que hace todo el mundo a todas horas, pero tenemos pocas interacciones sociales de calidad. Como no necesitamos llamar a alguien para saber lo que está haciendo, cada vez nos molestamos menos en tener conversaciones profundas o incluso en preguntar cómo está realmente alguien y nos conformamos con un simple “¿bien y tú?”
 

5. Autoestima

El impacto de las redes sociales en la autoestima. Nunca habíamos tenido una forma tan fácil de medir la aprobación social como los likes o el número de seguidores, lo que hace que redes como Instagram se hayan convertido en competiciones de quién es más perfecto o popular.
 
Esto puede crear problemas de autoestima y otros derivados de darle demasiada importancia a lo que personas que no nos conocen piensen de nosotros.
 

6. Hobbies

Entretenernos con aparatos electrónicos es una forma fácil de no hacer actividades de más calidad o retarnos a hacer cosas nuevas en nuestro tiempo libre. Prueba a estar un día sin dispositivos y verás que acabarás haciendo mil cosas nuevas para no aburrirte.

 
minimalismo digital
minimalismo digital: libérate de la tecnología
 

Cómo convertirte en minimalista digital: pasos

1. Empieza por establecer tus objetivos y prioridades

Todos estamos muy ocupados, pero necesitas buscar una o dos horas en tu agenda para tener una conversación contigo misma respecto a la tecnología
 
Comienza por consultar tu informe de uso de dispositivos y analiza en qué aplicaciones se te va más el tiempo. Aquí es donde debes clarificar en qué cosas quieres emplear tu tiempo y qué otras te gustaría dejar de hacer.
 
Establece tus objetivos con la tecnología y qué actividades digitales son las que más beneficios te aportan. Por ejemplo para mí son:
  • Mis dos blogs, pues me aportan mucho profesional y personalmente. Es uno de mis mayores hobbies y me apasiona hacerlo. 
  • Trastear con programas de diseño gráfico y edición de video, pues me relaja mucho y me ayuda en mi trabajo y mis blogs.
  • Leer blogs/ebooks, hacer cursos, ver vídeos o leer resúmenes en Blinkist que me enseñen algo interesante.
  • Ver vídeos y escuchar podcasts que me entretengan y me hagan evadirme.
  • Ver series, documentales y películas.
 
Y también me propuse reducir estas otras cosas:
  • Redes sociales. 10 minutos al día es suficiente e incluso demasiado para mantenerme al día
  • Youtube. Ver vídeos consume demasiado tiempo y no, no es buena idea hacer actividades con vídeos de Youtube de fondo.
  • Juegos. No me aportan nada, son adictivos y es muy difícil controlar el tiempo que paso jugando.
  • Reducir el tiempo que pasaba buscando productos o cosas que comprar. Esto además ayuda en el propósito de ser más frugales (si no sabes qué es la frugalidad y cómo puede ayudarte a poner en orden tus finanzas personales corre a leer esta entrada)
¿Cuáles son los tuyos? ¿Qué cosas haces con la tecnología porque de verdad las disfrutas o te aportan algo y qué otras por procrastinación o pereza?
 
Calcula cuánto tiempo quieres dedicar a cada aplicación, súmalo y tendrás el tiempo máximo que debes pasar en tus dispositivos cada día. Puedes apuntarlo en un papel o tu aplicación de notas o ir a los ajustes y hacer que tu móvil bloquee ciertas aplicaciones o te envíe un mensaje cuando hayas excedido el tiempo diario de uso recomendado.
 

2. Decluttering digital

Como todo proceso minimalista, un paso esencial para comenzar en el minimalismo digital es hacer decluttering:
 
  • Dedica un tiempo a eliminar fotos, archivos y vídeos que tengas en tus dispositivos y que ya no te hagan falta. Ahorrarás espacio e incluso harás que tu dispositivo funcione de forma más fluida. Haz lo mismo con las aplicaciones y los mensajes o emails.
  • Utiliza un fondo de pantalla que te transmita paz. Opta por colores serenos como el azul o el verde, por paisajes naturales o por arte minimalista. > 50 fondos minimalistas gratuitos para tu móvil> Frases minimalistas para tu fondo de pantalla
  • Divide tu pantalla de inicio en 3.
En la primera pantalla incluye las apps productivas y que quieres usar más. En mi caso, como mis prioridades con la tecnología son aprender cosas nuevas y trabajar en el blog, mi primera pantalla tiene apps para crear contenido, escribir, hacer cursos, tomar notas o estudiar. Al ser la primera pantalla que ves, puede motivarte a enfocarte más en estas apps.
 
La segunda pantalla yo la utilizo para esas aplicaciones en las que no soy tan productiva pero que me permito utilizar de vez en cuando. Aquí tengo mis redes sociales, apps de mindfulness, aplicaciones para consumir contenido como Netflix o Blinkist, etc. 
 
Finalmente, en la tercera pantalla guardo las aplicaciones que pueden hacerme falta en algún momento determinado pero que no uso en mi día a día como los ajustes, la calculadora o la app del banco. No necesitamos verlas constantemente, basta con saber que todas estas aplicaciones están guardadas en una carpeta para cuando nos hagan falta.
 
Este método te ayudará a separar mentalmente que aplicaciones deberías usar más y menos a menudo. Cuanto más visible y fácil de acceder sea una app, más te apetecerá usarla.
 
  • Intenta ordenar las aplicaciones por colores e incluso agruparlas en carpetas para que tu pantalla de inicio se vea menos agobiante
  • En redes sociales, haz un verdadero decluttering y quédate solo con las cuentas que te aporten algo. ¿Por qué seguir instagrammers que no te aportan nada y te hacen comprar o sentirte mal contigo misma? ¿Por qué mantener a gente que no te cae bien en Facebook y perder tu tiempo viendo sus publicaciones en tu feed? No tengas ningún reparo en hacer decluttering y dejar solo a las personas que te aportan algo positivo.
  • Email. Desuscríbete de las newsletters que nunca abres. Te resultará más fácil mantener el email ordenado y estar al día. Si te gusta estar suscrita a varias newsletters por las ofertas, te recomiendo que te crees otro email solo para eso.

3. Elimina las notificaciones

Las notificaciones son las grandes culpables de que nos pasemos el día pegados al móvil.
 
Es difícil escuchar una notificación y resistir a la tentación de ver de qué se trata, por eso es mejor desactivar todas las notificaciones en el panel de ajustes. 
 
¿Tienes miedo de que pase algo importante y no te enteres? Avisa a tus familiares y amigos de que deberán llamarte si necesitan algo urgentemente o deja activadas las notificaciones de tu Whatsapp, mensajes y llamadas.
 

4. Crea una rutina

Para mantenerte ocupada y no acabar cayendo en la tecnología te recomiendo que uses una agenda o bullet journal para planificar tus días y escribir con antelación lo que quieres hacer.
 
Del mismo modo, invierte tu tiempo en hobbies de calidad que de verdad te aporten algo como el deporte, tocar un instrumento, apuntarte a clases de baile o pintar. Te puedo asegurar que, cuando te quites la pereza y adquieras estos hábitos, no echarás para nada en falta el ordenador
 
Si quieres reducir el tiempo que pasas en redes sociales, bloquea tu teléfono y date solamente 10 o 20 minutos para ver las redes sociales. Puedes establecer límites en las propias aplicaciones para que te llegue una notificación cuando excedas el tiempo estipulado. Recomendación: no revises tus redes nada más despertarte o al irte a dormir
 

5. Mide tu progreso cada semana con los informes de tiempo de uso

 Mirar cada semana tu progreso te ayudará a mantener la motivación y a ver en qué punto te encuentras.
 
Recuerda que esto es un proceso largo, no te desanimes si toma un poco de tiempo.
 

6. Sustituye los chats por llamadas o por charlas en persona

Chatear con nuestros seres queridos en Whatsapp o Facebook Messenger puede parecer a priori una forma ideal de estar siempre en contacto con ellos.
 
Sin embargo, como he mencionado antes, estas interacciones suelen ser superficiales y no nos permiten disfrutar de tiempo de calidad con las personas que amamos.
 
¿La solución? Sustituye los whatsapps por llamadas con las personas que de verdad te importan o con irte a tomar un café con tus amigos cuando sea posible.
 
Sal a disfrutar de la naturaleza o a dar paseos en soledad para despejar tu mente y tus pensamientos. Vivimos tan encadenados a las pantallas de nuestros smartphones que hemos perdido la conciencia sobre el entorno que nos rodea y lo que esta pasando a nuestro alrededor.
 
Practicar el mindfulness, salir a caminar sola sin ningún dispositivo o dar un paseo en la naturaleza son hábitos que nos conectan con nuestro entorno, nos ayudan a relajarnos e incluso a escuchar nuestros pensamientos y activar nuestra creatividad.
 

7. Prueba a tener un período de detox digital

Tomarte un tiempo de detox digital va a ayudarte a darte cuenta de que hay otras cosas para hacer en vez de estar todo el día en el ordenador y te forzará a aprender a vivir sin pantallas.
 
Entiendo que no todo el mundo puede hacer un detox digital completo ya que muchos trabajamos y estudiamos con pantallas. Es por esto que podemos adaptar este reto a nuestra vida de diferentes formas.
 
Por ejemplo, puedes hacer domingos de detox digital, hacer detox por varios meses dejando a un lado las redes sociales y Youtube para utilizar solo las aplicaciones estrictamente necesarias, etc
 
Escoge la opción que mejor se adapte a ti y prueba los beneficios de este reto.
 
 

¿Quieres aprender más sobre el minimalismo digital? 

Te recomendamos el libro “Minimalismo Digital” de Cal Newport, que ha sido una gran inspiración para nosotros en este proceso:
 
 
 

Y tú, ¿qué piensas del minimalismo digital? ¿ Lo aplicas a tu vida o te gustaría aplicarlo? Cuéntanos en los comentarios 💬

Puede que también te interese...

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.