Minimalismo, Vida plena,

Wabi sabi: la belleza de lo imperfecto

En una sociedad que busca constantemente la perfección y la abundancia, aún quedan personas que buscan otra forma de ver el mundo. Muchos han encontrado en el wabi sabi, la filosofía japonesa que persigue la belleza de la imperfección, una forma de felicidad más sana y plena.
 

¿Qué es el wabi sabi?

Para entender el wabi sabi debemos analizar estas dos palabras por separado:
  • El término wabi representa lo positivo de vivir solo en conexión con la naturaleza, como la simplicidad y la tranquilidad de lo rústico
  • Sabi defiende la belleza de lo marchito y de la serenidad que trae el paso de los años
 
El wabi sabi es, por tanto, un movimiento que nos invita a vivir una vida más relajada y feliz en la que aceptemos nuestras propias imperfecciones y las de todo lo que nos rodea, estemos en contacto con la naturaleza y seamos felices con las pequeñas cosas. Además, nos propone cambiar nuestra visión sobre el paso del tiempo y disfrutar de la serenidad y la sabiduría que nos dan el paso de los años.
 

Podríamos resumir el wabi sabi como el arte de aceptar las imperfecciones e incluso celebrarlas

 

Claves del wabi sabi

1. La naturaleza

 
En la búsqueda de la felicidad del movimiento wabi-sabi, es importante que nos mantengamos en contacto con la naturaleza y la tengamos presente en aspectos de nuestra vida como la decoración o el arte.
 
¿Por qué? La naturaleza nos recuerda nuestra impermanencia: ver el ciclo de la vida en otros seres vivos nos hace aceptar y apreciar las virtudes del paso del tiempo. Además, nos pone antes nuestros ojos la imperfección y el hecho de que lo normal es que las cosas no sean siempre como queremos
 

2. El paso del tiempo

En las culturas occidentales modernas tendemos a pensar en el paso del tiempo como algo negativo: nos ponemos cremas para evitar las arrugas, reemplazamos nuestros objetos cuando sentimos que ya no están como nuevos y queremos ver gente joven en la televisión y cine.
 
El wabi sabi se opone a todo esto y nos hace darnos cuenta de que, como todo en la naturaleza, nuestra existencia también tiene fin. Y nos anima a ver la vejez como una etapa más, con sus múltiples virtudes y a apreciar la belleza de las cosas marchitas.
 
Cambiar esta mentalidad nos hace ver el futuro de otra forma, y apreciar mejor las cosas buenas de cada momento de nuestra vida, no solo de nuestra juventud.
 

3. La belleza de lo imperfecto

 
Como ya hemos explicado, el wabi sabi busca la belleza y la felicidad en lo auténtico, no en la perfección. Ni siquiera las cosas más bellas de la naturaleza – las aves más espectaculares, los mejores paisajes o las flores más delicadas- son perfectas, siempre hay algo en ellas que rompe la perfección.
 
Con los humanos y con nuestras vidas, la cosa no es diferente. Debemos aceptar que nunca seremos perfectos ni física ni espiritualmente y dejar de esforzarnos por llegar a ser alguien que no somos. Esta filosofía te invita a aceptarte como eres, sin olvidar que nunca dejamos de aprender y mejorar.
 
Esta filosofía defiende que debemos ser conscientes de que también pasarán cosas malas y estar preparados para ello. Cuando estamos en una situación difícil, el wabi sabi nos recomienda aceptarla cuanto antes y no darle más importancia de la que tiene.
 
Claves del wabi sabi

Claves del wabi sabi

 

El wabi-sabi en nuestra vida

El wabi sabi admira la simplicidad, la frugalidad y la belleza de lo imperfecto. Esto aplica tanto a lo estético como a nuestra vida diaria, pues esta filosofía consiste en aceptar que nuestra vida no es perfecta y nosotros tampoco, pero podemos disfrutar de su imperfección.
 
Esta filosofía se puede aplicar a nuestra autoestima y ayudarnos en nuestro desarrollo profesional y personal. ¿No seríamos más felices si en vez de autoflagelarnos con nuestras imperfecciones las viéramos como un sinónimo de autenticidad? Además, según el wabi sabi, los fracasos son imperfecciones que también son de admirar y que nos ayudan a extraer cosas positivas y seguir mejorando. Tal y como ocurre en la naturaleza.
 
Pero aceptar la imperfección en otras personas también va a mejorar nuestras relaciones, basándonos en la tranquilidad y el respeto a la esencia de la otra persona. Como en la relación con nosotros mismos, no nos centraremos en tener relaciones perfectas, sino en ser felices.
 
Por último, y en oposición a los objetivos de la vida moderna, el wabi sabi te invita a relajarte, disfrutar de lo que tienes, dejar de buscar la perfección y conectar con tu entorno.

 

Estilo de decoración wabi sabi

Estilo de decoración wabi sabi

Decoración wabi sabi

 El diseño de interiores puede ayudarte a vivir una vida más ‘wabi-sabi’.
 
Una casa que transmita paz, nos recuerde la belleza de las imperfecciones y el paso del tiempo y tenga la naturaleza presente, puede cambiar drásticamente nuestra actitud y guiarnos en el camino de la paz y la felicidad.
 
No necesitas un diseñador de interiores o muebles de firma para aplicar este estilo, las claves de una casa wabi sabi son:
  1. No tapar las imperfecciones de la casa o de tus muebles, sino aceptarlas e integrarlas en la decoración
  2. El wabi sabi no busca materiales perfectos, todo lo contrario, busca la belleza en la imperfección de los materiales naturales: las formas imperfectas de la madera, un suelo de cemento con consistencia irregular… No busca lo perfecto sino lo auténtico
  3. El hogar es un lugar para relajarse y sentirse bien con nosotros mismos. Por eso, buscaremos hacer de nuestro hogar un lugar acogedor y que transmita paz
  4. La naturaleza debe tener un papel principal en la decoración. Para ello nos ayudaremos de plantas, ramas, piedras, agua… Cualquier elemento natural nos recordará la filosofía wabi sabi
  5. Incorpora elementos artesanales o hechos por ti misma. La artesanía es mucho más auténtica que cualquier decoración que puedas comprar en Ikea.
  6. El wabi sabi está estrechamente relacionado con el minimalismo, y por tanto en una casa de este estilo debería haber solo lo necesario, huyendo de la acumulación y el consumismo. Sin embargo, obsesionarse con el orden o el ‘decluttering’ en exceso puede alejarnos de los verdaderos objetivos del wabi sabi.
  7. El estilo rústico en la decoración va muy bien con el wabi sabi.
  8. No importa que los muebles o adornos no combinen entre sí. De nuevo, no estamos buscando la perfección.
  9. La historia que hay detrás de un mueble o un objeto es más importante que lo bien que combine con el resto. Es decir, los objetos de mercadillos vintage o heredados de tu familia son más que bienvenidos.
  10. La naturaleza debería estar presente también en la elección de colores. Elige colores que te recuerden a la naturaleza: tonos tierra, verdes, grises…
 
 
¿Quieres aplicar el wabi sabi a tu casa? Inspírate con nuestro tablero de Pinterest.
 
 

Te puede interesar:

> Los 9 mandamientos para una cocina más minimalista

close

Te lo enviamos por email 📨

¡Suscríbete para recibir en primicia todos nuestros consejos y guías para ser una auténtica persona minimalista y frugal! Sé parte de nuestra comunidad y recibe contenido exclusivo en tu bandeja de entrada. Es frugal.
¡ES GRATIS!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

0no comment

writer

Buscando la felicidad en las pequeñas cosas de la vida.

Leave a Reply